Fecha de publicación: 04-sep-2019

Empieza de Cero

¿Quiebra e insolvencia es lo mismo?

Insolvencia y quiebra son conceptos relacionados pero esencialmente distintos.

Si un tribunal acepta los alegatos de insolvencia de una empresa, se protege a esta o al autónomo de sus acreedores.
Los intereses de la deuda se congelan, y se abre la posibilidad de renegociar.
Por otra parte, la quiebra es el cese definitivo de las actividades de la compañía y la anulación de los activos para pagar a los acreedores.

¿Qué es el concurso de acreedores?
La quiebra puede ser presentada mediante el concurso de acreedores. El concurso de acreedores es un proceso legal que busca solucionar los problemas que surgen cuando la empresa tiene deudas y le falta liquidez. El objetivo es que los acreedores cobren y, al mismo tiempo, se pueda continuar el negocio y se evite la quiebra.

El concurso de acreedores solo puede solicitarse cuando los problemas económicos son realmente complejos. El objetivo es evitar la quiebra, hacer una depuración para no afectar a los acreedores, y que los empleados sigan percibiendo sus ingresos.

Hay dos tipos de solicitud concursal: Voluntario o Necesario.
En el caso de que los acreedores no consientan el plan de pago de las deudas propuesto, aún es posible conseguir un plan de pago sin el consentimiento de los acreedores.

Entonces ¿Cómo afrontar la insolvencia o quiebra de la empresa?
Obtener presupuesto
Se ha enviado el mensaje. Pronto nos pondremos en contacto contigo.